El segundo disco de estudio de esta artista que se animó a explorar en los desconocidos caminos del Soul en español, marca, por un lado, una continuidad en el formato estilístico, en el clima general y en el contenido poético de su antecesor Otra Realidad. Pero, por el otro, hay una notable evolución en varios aspectos: los recursos vocales, los arreglos instrumentales (en especial los vientos), la interacción con las coreutas y la  hilvanación de entre temas.

Decir que estamos ante una cantante excelente es redundante: lo más importante es que destaca por su notable originalidad. Florencia, en todos estos años que lleva dentro del Blues, el Gospel o el Soul, supo construir una identidad que logró con horas de investigación, trabajo, prueba y error.

Entonces, las composiciones de A Pesar de la Tormenta son algo más que canciones que nacen de su pluma: son el testimonio de cada paso que supo dar y de años de una maduración notable tanto para abrirse a aprender como en aquellas cosas que, como profesora y amiga, sabe enseñar y transmitir.

Que el Soul tradicional –en inglés de la vieja escuela de los años ’60 y ‘70– recorre, casi como premisa, los caminos más oscuros de los sentimientos (el abandono, el desamor, el dolor, el engaño), es tan cierto como que en este disco de Andrada, los textos viran hacia la lado B de estos pesares en títulos que proponen lo contrario: una luz al final del túnel. No es que los temas sean, necesariamente, autorreferenciales, simplemente intentan, en conjunto con el excelente back up de la banda, dejar un mensaje porque claramente, se puede ‘Resistir‘, ser dueños de ‘Nuestro Destino‘, el tiempo puede ser ‘Ahora‘  o, ante la adversidad, ‘No hay que caer, tal como rezan estas canciones y las otras cuatro que completan A Pesar de la Tormenta.

Julio Fabiani  y Facundo Rojas en guitarras, Mauro Bonamico en bajo,  Homero Tolosa en batería, Julia Rosa en percusión, Anahi Fabiani  en teclados), Andrea Diaz y Pilar Padín en coros, Santiago Zarba, Bruno Espìnola y Jorge Cavero en la sección de vientos estuvieron a la orden de Daniel De Vita y Ariel Feder que grabaron y de Ariel Feder y Toto Strapprava que mezclaron y masterizaron #APesarDeLaTormenta.

Es entonces, este disco, una celebración al insipiente Soul en español del cual Andrada es, sin dudas, una de las voces más calificadas y con el agregado que, a través del link, este trabajo, se puede disfrutar, íntegramente, a través de las redes.

Siempre que llovió paró dice el dicho popular. En el caso de Florencia Andrada, afortunadamente, la lluvia de talento, sentimiento y buen gusto, no cesa.

 Este disco se presenta el viernes 11 de noviembre 2130 en el Centro Cultural Matienzo