Será el primer país en tomar la decisión de reemplazar la FM por el sistema de transmisión digital de audio. ¿Vísperas de la revolución radiodigital?

La radioemisión de Transmisión Modulada (FM) arribó en Noruega en el año 1950, 17 años después de su invención en EE. UU., y ahora, luego de 67 años de apogeo, será desconectada para ser reemplazada de manera gradual por la DAB -siglas en inglés para Digital Audio Broadcasting, el nombre que recibe esta nueva transmisión digital. La realidad es que este tema lleva unos cuantos años en el centro de la polémica radial, inclusive en Argentina, y mirando a nuestros compañeros del norte pareciera que el proceso de digitalización radial ha comenzado definitivamente.

radio-coche-4

El sistema de radio digital ofrece una calidad de sonido superior, además de tener la posibilidad de octuplicar la cantidad de estaciones.  El 11 de enero comenzará el proceso de digitalización: la ciudad de Bodoe será la primera en desconectar la FM en la fecha indicada, y se estima que para fin de año ya se haya completado la transferencia en todo el país.  Eso sí: esta no es una noticia muy feliz para todos, y como cada cambio trae consigo sus polémicas. Hay una gran cantidad de noruegos que se afirman en contra de esta medida apelando a la democratización de los medios de comunicación masivos: cuando esta transferencia haya finalizado, más de dos millones de autos que no están equipados con receptores para la DAB quedarán fuera del radio de difusión de esta nueva transmisión. Esto sin contar la cantidad de hogares que deberán requiparse para poder acceder a este medio de comunicación.

Frente a tanta discordia uno se pregunta: ¿Por qué no mantienen ambas frecuencias? La realidad es clara, y las autoridades noruegas lo confirman: mantener ambas redes costaría un total aproximado de 60 millones de dólares anuales, lo cual consideraron inconmensurable en una nación con solo cinco millones de habitantes.

Hay varios países que están observando sigilosamente los resultados de este cambio para evaluar cómo poder adaptarlo a sus necesidades: Dinamarca, Suiza y Gran Bretaña; este último planea comenzar el proceso cuando la mitad de sus radioescuchas se vuelquen por la radio digital, lo cual podría suceder tranquilamente este año.

Mientras tanto, queda reflexionar cómo la era digital va cambiando nuestras formas de comunicarnos, creando nuevas que, aunque a veces más efectivas, probablemente más lejanas para quienes no pueden adaptar su equipamiento tecnológico a las demandas del mercado.