Un país con 200 millones de habitantes y una riquísima tradición musical tiene mucho para ofrecernos en el ámbito del rock. Aquí, 5 de ellas.

Si el mainstream radial de nuestro país no nos muestra nada interesante de lo que ocurre en el rock argentino menos podemos pedirle que nos cuente algo de nuestro vecino al norte.
Sin embargo, la pobladísima escena del rock en Brasil tiene muchas bandas y discos de gran calidad para ofrecer este 2016. Y para evitar que naufragues en la búsqueda, te entregamos el primer volumen de lo mejor que encontramos, con recomendados, links (hacé click en las frases con hipervínculos) y descripciones para que no te pierdas esa banda que te estaba buscando.

Far From Alaska
¿Te gusta Eruca Sativa? Un poco más stoner que el trío cordobés, Far From Alaska comienza a ganarse un puesto estelar en la escena del rock en Brasil; y para el oyente argentino promedio posee el aditivo de tener canciones en inglés, volviéndolos ideales en caso de haber prejuicios con el rock en idiomas distintos a los dos convencionales.
Recomendado- ‘Rolling Dice’: una mezcla de ‘Magoo’ de los Sativa y ‘Money’ de Pink Floyd. Tranqui.
Lo mejor de la banda se ve en su performance en vivo. Aquí un testimonio de ello:

Boogarins
Una banda definida -con justicia- como los Tame Impala sudamericanos ¿Se puede agregar mucho al respecto? Con paisajes psicodélicos y canciones que ameritan su desarrollo, Boogarins explotó en popularidad gracias a su gran álbum Manual del 2015 que, si te gusta la onda, no te podes perder.
Recomendado:  ‘Mario de Andrade – Salvagem’ es una pieza de colección similar al primer disco (y futuro clásico) de los Impala. Sin embargo, no suena a que estuvieran robando sino a discípulos aprendiendo ¿Será la barrera del idioma?
Su último disco completo:

En el estilo psicodélico la performance en vivo y el trabajo en estudio son dos cosas muy distintas, por lo tanto, dale una oportunidad al show que dieron (nada más ni nada menos) en KEXP.

Machete Bomb
Terrible combinación de samba, hardcore, hip hop y rap. Los muchachos son pura adrenalina y fiesta simultáneamente; una buena combinación que recuerda a los inicios de los Beastie Boys y Rage Against The Machine. La actitud es importantísima en una banda que, cuando creés que la canción ya dio todo lo que tenía, saca un as debajo de la manga y te obliga a mantenerte atento.
Recomendado: ‘Tiro e Queda’ – Con esta canción abren el show a continuación. Ponele el volumen a 10 y que tus vecinos se enteren quée estás escuchando. O si preferís algo con más sabor a playa y samba, podés escuchar Babilona Suja sobre el final del mismo

Y aquí una versión de un clásico de RATM durante un ensayo. Cuando termina la intro es donde  empieza la fiesta.

Charlie é os Marretas
Si lo tuyo es el groove y el funk, podes llevarte muy bien con ellos. En un álbum algo indeciso y desparejo (véase “síndrome del disco debut”) logran que uno asienta continuamente con la cabeza gracias a su notoria influencia de Maceo parker.
Por ende, recomendamos primero unirse a la rapeada humorística de ‘Baile da pesada’, luego pasar por el intrincado y sensacional ritmo de ‘Black Geeza’, capaz de convencer a cualquiera del talento de la banda, y seguir la fiesta con ‘Bote um Funk’. Asimismo recomendamos pasar de largo ‘Marretón’, que por alguna razón extraña es el corte de difusión; no porque sea una canción necesariamente mala, pero si por lejos el punto más bajo del álbum.
Si ya diste click a las canciones, acá está el disco completo:

Gran versión en vivo de una de sus mejores canciones:

¡Mientras se escribían estas líneas, se estrenaba de improvisto su segundo disco! Mientras los temas se estrenan en la web a cuentagotas, aquí uno de los más notables hasta el momento, ya que nos recuerda al Beck de Midnite Vultures.

O Terno
Si hiciste caso omiso a la reseña de su último álbum o a la entrevista que le hicimos a la banda, te lo resumimos: su último álbum es digno heredero de los Beatles, con canciones exquisitas y una gran producción e identidad sonora. ¿Dudas? Dale play a ‘Melhor do que parece’ y dejate llevar por su progresión de melodías con un final épico ¿Algo más movido? ‘Nao espero mais’ lleva el pulso del soul piscodélico donde cada parte puede ser tranquilamente un estribillo ¿Te gustan las melodías? No necesitás saber portugés para querer mudarte a ‘Minas Gerais’ después de escuchar esta canción.
Aquí están haciendo un riff “a lo Hendrix” en el Lollapalooza 2015:

¿Te acordás de Boogarins, al principio de esta lista? La unión hace la fuerza, y en formato de septeto ambas bandas tocan simultáneamente para lograr versiones geniales de sus propias canciones

Psicodelia, Stoner, Rock-pop, funk, hardcore y fusión… Hay de todo para descubrir en una escena que tenemos tan cerca y tan lejos al mismo tiempo.

¿Te animaste a escuchar algunas de las bandas? Contános que te parece
¡Pronto venimos con el volumen 2, que lo disfrutes!