¿De qué se trata esto? Vamos a ver distintos errores de los músicos que, por razones desconocidas, no fueron corregidos en la versión final y luego han sido editados y publicados, transformándose en la canción que hoy en día conocemos.

Las reglas, en términos generales, serán las siguientes: No vamos a tomar en cuenta los discos de gente que no pertenece al mundo de la música, como por ejemplo aquel capricho nefasto del Teto Medina que lo llevó a editar un disco, al igual que a Darín, Gonzalez Oro o al actor que hacía de John Connor en Terminator 2 –sí: nadie se acuerda su nombre-, es decir, gente sin ningún tipo de capacitación en el área o intención de realizarla; tampoco vamos a meternos con los músicos amateur, quienes (quizás) al no poseer herramientas musicales adecuadas o un productor ayudando puedan llegar a cometer deslices propios de su condición. Además intentaremos enfocarnos en canciones conocidas.
Algunos pifies serán más evidentes que otros; más polémicos y otros menos: vamos a justificar lo mejor que podamos y haremos todo lo posible para no ser nosotros quienes pifien en esta.

 

5- Super Ratones – ‘Cómo Estamos Hoy’

Aquí entra en juego la “duda razonable”. El inicio de esta conocidísima canción (perpetrada en el inconsciente colectivo gracias a publicidades de Cafiaspirina y un sketch de Videomatch) tiene algo que es mínimamente sospechoso. Cuando la letra comienza diciendo “como estamos hoy, eh” la voz no tiene ninguna intención directa de afinar y está bien: puede considerarse un recurso artístico tomando en cuenta lo correcto de su interpretación en el resto de la canción. Sin embargo, lo que no termina de cerrar es la relación entre el bajo y la guitarra que, con la libertad de la voz, generan una sensación extraña… como si estuvieran desafinados entre sí –idea que queda implantada por el resto de la canción, pero donde dichos instrumentos bajan de volumen.
Quizás yo sea el único humano a quien le importe ya que ésto no le resta mérito a la canción… Pero las versiones en vivo suenan más correctas y parecen tener las cuerdas corregidas, sonando en una nota distinta que en estudio. Mi apuesta es que la afinación en drop D les jugó una mala pasada; pero lo que más me sorprende es que esto nunca haya saltado al oído en un tema (más bien, una parte del tema) replicada hasta el hartazgo en radio y televisión. ¿Dudoso? Hace la comparación por tu cuenta.

https://www.youtube.com/watch?v=EZOyRg62brg
https://www.youtube.com/watch?v=db40ZdnbDjQ

 

4-  Sandro y los de Fuego – ‘Anochecer de Un día Agitado’

Como entendemos que se trata de una grabación argentina de 1965, no vamos a emitir ningún juicio acerca de que la guitarra y el bajo nunca afinaron antes de grabar, volviendo imposible que la voz y los coros queden bien.

Lo que nos convoca  es el primer segundo de la canción, donde cada uno de los músicos entra cuando quiere, muy a destiempo justo después de que se entona un estiradísimo  “Un día queee…”, esperando a que alguien haga algo. Sí, era la época de grabar en “primera toma”, por lo que un error a mitad de la canción requería regrabarla desde el principio. Pero este pifie sucede apenas comienza ¿Tan difícil era dejar de grabar antes del estribillo y empezarla de vuelta? Es probable que no pudieran escuchar la desafinación, pero imposible que los músicos no hayan notado ese inicio a destiempo apenas sucedió. ¿Decisión de producción? O quizás “hicimos 20 tomas y esa fue la mejor”.

https://www.youtube.com/watch?v=PaopOSot57o

 

3- Charly García – Medley ‘Eti Leida’ y ‘Viernes 4 AM’ (MTV Unplugged)

A Charly se le permiten todas las transgresiones posibles, musicales y personales. Y quizás esto sea la prueba máxima. A los 2:56 del medley de ‘Eti Leida’ y ‘Viernes 4am’, Charly admitió al micrófono “Y… me olvidé la letra” mientras la banda estiraba la situación. Veinte segundos después recobró la memoria y continuó.
Ahora, seamos honestos: para cualquier otro artista hubiera significado que el track se transformaba en un lado B o un extra en alguna reedición especial, sino una regrabación posterior de las voces; o la crucifixión absoluta de fanáticos y productores. El asunto no es que se haya olvidado la letra en un show en vivo, cosa muy habitual en los conciertos, sino que dicho reconocimiento quedó en la versión final y en el video de un MTV Unplugged. Se ve que todo lo que hace Charly es una anécdota digna de contar y por esa espontaneidad es que tanto se lo quiere.

https://youtu.be/eLGhzwNxOOs

 

2- Red Hot Chili Peppers – ‘Falling Into Grace’

¿Flea pifiando? Sí muchachos, esto sucedió y está grabado. Y es en One Hot Minute, uno de los discos con mejor trabajo en estudio de la banda, el cual se estrenó justo después de Blood Sugar… súper controlados por papá MTV. Pero, en el 3:42 de Falling Into Grace podemos escuchar como Flea pifia una nota en el bajo y se corrige vía digital una fracción de segundo después. Sí, puede que necesiten más de una escucha para sentirlo, porque en realidad lo que lo deschava es el efecto de auto-wah, haciendo que el impacto de la nota (que hasta el momento era sumamente contundente) suene inseguro. Y lo más raro es que pasó el filtro de la etapa de masterización, ya que si escuchan esta versión anterior de la canción (la cual tiene muchas diferencias) conserva dicho pifie. Y esta vez no es culpa del pobre Navarro.

https://youtu.be/v2D9opDr–0

 

Bonus Track: Nicole Neumann – ‘Déjate Querer’ (cortina de “Amigovios”)

Si, ya sé, dijimos que no nos íbamos a meter con gente fuera del ambiente, pero esto tiene una
condición especial: se trata de la cortina musical de un programa televisivo de alta difusión y llegada, no solo de cumplirle un capricho a Nicole (o a su representante). Por ahí algunos lectores  desconocen Amigovios (dichosos ustedes), una serie muy popular en su época cuya cortina era reproducida más de de dos veces por programa de cinco transmisiones semanales… ¡A lo que hay que sumarle los comerciales! Escúchenlo: la salida del estribillo cuando canta “en soledad” está muy fuera de tono ¡Y es el final del estribillo! O sea, ¡La parte más repetida de toda la canción y por ende la más transmitida y escuchada de la misma!
Sí: Canal 13 editó la versión del disco original (Primer Amor) para que lo que se reproduciera en televisión sea la parte más afinada (el final); e incluso así tuvieron que retocarla, acelerarla, modificar la letra y cambiarle el tono central de la canción.
Aún con todo ese maquillaje la canción sigue siendo un desastre, y debido a la popularidad de la serie más de uno terminó con la versión original en sus manos, parte de una historia trágica que culmina con el CD más barato de la historia argentina. Una generación malcriada con este esperpento.

https://youtu.be/f8wHKVebVig

 

1- The Beatles – ‘Everybody Got something To Hide Except For Me And My Monkey’


¿Beatles? ¡Sí! Pero es “increíble” por los motivos opuestos al resto del Top: puede que no sea un pifie sino un arreglo fantástico.
Comencemos aclarando que no hay testimonios directos en el Beatles Anthology sobre lo que vamos a detallar y que luego de una extensa búsqueda puede que lo que hoy mencionemos nunca se haya comentado antes –Y como los Beatles son los Beatles, seguramente su genialidad pueda convertir en intencional cualquier cosa que hagan. De todas maneras, los pifies en los Beatles han sido algo recurrente, la gran habilidad de la banda radicaba en transformarlos en un obligado: es decir, que en vez de un error se trate de un recurso que a propósito mejoraba la canción. También hay que tener en cuenta que se refiere a una época donde el cómo grabar a una banda de rock se estaba gestando, ya que no había muchos grupos del género aún y se jugaba con las reglas de la música que los antecedía.
Es conocida, por ejemplo, la anécdota que cuenta que la grabación de ‘Hey Jude’ comienza mientras Ringo aún estaba en el baño (pobre hombre, nadie le llevaba el apunte), quien hizo lo posible para llegar lo antes posible a la batería, que de todas maneras resultó ser más tarde de lo que le correspondía. Sin embargo, dicho “arreglo” terminó encantando a la banda y por eso la batería entra donde lo hace la versión final.
Pero ‘Hey Jude’ no es la canción que nos trae aquí. Les pido que en ‘Everybody Got Something To Hide Except For Me And My Monkey’ (¿acaso el mejor título de todos los tiempos?) presten especial atención a la entrada de toda la banda a la canción, después de la intro de guitarra y batería. ¿No les resulta extraña e incómoda la primera estrofa? ¿Y llamativo cómo se acomoda rítmicamente unos segundos después? Haciendo esfuerzo y con repetición (gracias a las nuevas remasterizaciones) se escucha el bombo de Ringo cayendo a tiempo y el resto de la banda entrando un milisegundo después. Dicho “recurso” no se repite en el resto del track -incluso después del estribillo la misma estrofa suena mucho más fluida- y no aparece en las pocas versiones alternativas que hay dando vueltas en la web, despertando suspicacias. Esto nos hace pensar que se trató de un error de edición que, ejecutado y sostenido con el profesionalismo de los Beatles, se transformó en algo casi imposible de replicar –pregúntenle a Soungarden, que en las John Peel editions hace un noble esfuerzo por reproducirlo.
¿Querés reescucharlo en Youtube? Pues han levantado todos los links de canciones originales, así que Spotify tendrá que ser la respuesta:

¿Y vos? ¿Estás de acuerdo con el Top?

Texto: Julian Melone

Corrección: Belén de la Paz Sobral